Lo bueno y lo malo de las esperanzas de Ferrari

Las expectativas puestas en el nuevo F2012 no se cumplieron 100% en las pruebas llevadas a cabo en Maranello la última semana y de  ello se pueden sacar algunas contradicciones.

Por un lado, todo el mundo coincide que esta nueva versión es el diseño más radical de la escudería, contando con un elevado potencial, pero desgraciadamente se han obtenido sensaciones que llevan a una insatisfacción debido a que se han encontrado ciertas deficiencias en el vehículo.

El propio Fernando Alonso, al finalizar la última etapa de entrenamientos, afirmó que aunque se contaba con mucho potencial, se encontraban deficiencias en cuánto a la aerodinámica y la fiabilidad. Esto queda bien reflejado en la historia más reciente, cuándo se compara a la escudería con los Red Bull, que llevan un estilo de aerodinámica mucho más competitivo.

Esta debilidad podría no ser una sorpresa para los especialistas, dado el buen nivel que muestra la escudería dominante de la categoría.

Pero que antes de comenzar la temporada se hable de problemas de fiabilidad, no es común. Normalmente los coches que salen de la fábrica de Maranello suelen contar con una más que aceptable fiabilidad, pero en esta ocasión no es así, ya que llama la atención que durante las pruebas de Jerez, el Ferrari tuvo que entrar en boxes por problemas durante horas y eso, si ocurriese en mitad de la competición, será un gran pérdida, puesto que no se pueden permitir esos errores mecánicos.

Aunque no parecen buenas noticias para los aficionados a esta escudería y al piloto español, desde Ferrari se muestran muy prudentes y cautelosos, diciendo que a pesar de que Fernando consiguiese el primer puesto en la clasificación de vueltas más rápidas, aun queda mucho por trabajar.

El tiempo mostrará si se han hecho las correcciones apropiadas o no, mientras tanto, tan sólo queda esperar.

Fuente: www.eleconomista.es


Deja un comentario

Connect with Facebook